Dieta para adelgazar en verano

dieta para adelgazar en verano

Dieta para adelgazar en verano

La dieta para adelgazar para el verano es un régimen dietético muy efectivo, pues es rápido y duradero si después nos mantenemos con una dieta de mantenimiento; sin excesos. Debemos tener en cuenta que es una dieta en la que consumimos pocas calorías, por lo que nuestro organismo ralentizará el metabolismo si no incorporamos algo de ejercicio.

El hecho de incorporar el ejercicio, viene dado porque si llevamos a cabo una dieta hipocalórica nuestro organismo detecta que le aportamos pocas calorías y se pone en “modo ahorro” y trata de realizar la misma actividad metabólica consumiendo menor cantidad de calorías. Pero si incorporamos el ejercicio físico moderado conseguiremos acelerar el metabolismo, produciendo una mayor combustión de calorías y de grasas acumuladas en el tejido adiposo.

 

¿Cuánto dura la dieta y cuánto peso puedo perder?

Con esta dieta podremos estar alrededor de dos meses en los que podemos perder alrededor de 10 kilos aproximadamente, aunque hay quien pierde más. Si se pierden más kilos, también  puede que se recuperen antes. Pues los cambios bruscos de peso suelen ser los que más responden al efecto yo-yó, o efecto rebote.

Esto se produce cuando hacemos alguna dieta en la que se restringen muchos alimentos, o consumimos muy pocas calorías, ya que el organismo cuando dejamos de hacer la dieta, empieza a reservarse todo aquello de lo que le hemos privado anteriormente, para poder llevar un desarrollo correcto. Es entonces cuando se produce una ganancia de peso rápida.

Perdiendo 1.5 kg a la semana debemos conformarnos, aunque durante las primeras semanas se pierde más peso, dado que se pierden más líquidos retenidos. Esta dieta responde a las llamadas dietas hipocalóricas rápidas, es decir, que se consumen menos calorías de las requeridas por nuestro organismo, por lo que perdemos peso rápido.

No deberemos prolongar esta dieta más de tres meses puesto que podemos poner en riesgo nuestro organismo.  Siempre recomendamos hacerse controles médicos ante cualquier régimen dietético, ya que pueden darse casos de déficits vitamínicos, así como otros daños en nuestro organismo.

 

La dieta combinada con un caldo diurético para mayor éxito

Esta dieta tiene un acompañante diurético clave para eliminar toxinas y líquidos retenidos así como grasas que nos cuesta eliminar. Además, en estas dietas que se realizan en verano es muy importante asegurar el equilibrio hídrico del organismo para evitar la deshidratación.

Además nos ayudará a combatir el estreñimiento dado que la hidratación es un factor indispensable para el correcto funcionamiento del organismo y del sistema digestivo.

 

¿Cómo elaborar el caldo dietético?

Este acompañante es un caldo dietético obtenido a partir de los siguientes ingredientes hervidos. Es un caldo, que al no poseer grasas es muy cómodo consumirlo frío ya que no se quedan divididas las grasas del agua, algo que sí ocurre en los caldos que tienen grasa y por ello no es muy agradable consumirlos fríos, dado que la grasa no se disuelve.

 

Ingredientes:

  • Un pimiento rojo y uno verde
  • Un manojo de apio
  • 3 cebollas grandes
  • Un puerro
  • 6 tomates medianos o una lata de tomate natural (nunca frito)
  • Una col rizada
  • Un cubo de caldo de pollo (opcional)
  • Una pizca de sal (si no ponemos el caldo de pollo)

 

Unas pequeñas recomendaciones antes de empezar…

Hay que tener en cuenta que esta es una dieta de corta duración, muy efectiva a la hora de empezar a combatir el sobrepeso, pero posteriormente se recomienda seguir una dieta saludable y variada de mantenimiento.

Se recomienda beber al menos dos litros diarios de agua.

Para la pieza de fruta o el zumo natural se aconsejan elegir entre las siguientes: Piña, manzana, pera, kiwi, ciruelas, mandarinas, naranja, pomelo, sandía y combinación frutas del bosque (moras, arándanos, grosella, frambuesas).

La dieta ofrece los primeros cinco días,  que podremos repetir o alternar platos con otros similares. A partir del décimo día incluiremos  un plato de arroz a la semana y uno de pasta (uno separado del otro a lo largo de la semana).

El día de pasta o arroz consumiremos el caldo dietético antes con la intención de reducir la ración de arroz o pasta. Poco a poco iremos introduciendo otros alimentos de nuestra dieta como las legumbres etc, siempre manteniendo las pautas.

Cuando introduzcamos las legumbres, eliminaremos un plato de arroz o pasta de la semana. Si algún día tenemos algún exceso cambiaremos al día siguiente las comidas y cenas por caldo dietético o la cena de un día y la comida de día siguiente, para compensar los excesos.

 

Menú de la dieta del verano

 

DÍA 1

Desayuno

Una  taza de infusión o  leche desnatada acompañado de una fruta fresca de estación

Media Mañana

Una pieza de fruta o zumo natural.

Comida

Una taza de caldo dietético. Un filete  de pollo a la plancha y ensalada de tomate.

Media Tarde

Un yogur o una rebanada de pan con jamón york o de pavo.

Cena

Una Tortilla francesa de una yema y dos claras y lenguado al vapor.

 

DÍA 2

Desayuno

Opción 1: Una infusión con tostada de jamón de pavo o york.

 Opción 2: Café con leche descremada y 3 galletas integrales.

Media Mañana

Una taza de leche descremada con 3 cucharadas de avena, unas cuantas fresas u otra fruta de temporada.

Comida

Una taza de caldo dietético. Y un filete de ternera a la plancha con salteado de setas.

Media Tarde

Un yogur o una rebanada de pan con jamón york o de pavo.

Cena

Un bol de puré de verduras (acelgas, espinacas, judías verdes, calabaza). Y un huevo cocido.

 

DÍA 3

Desayuno

Una  taza de infusión o  leche desnatada acompañado de una fruta fresca de estación.

Media Mañana

Una pieza de fruta o zumo natural.

Comida

Una taza de caldo dietético. Pescado al horno con verduras.

Media Tarde

Un yogur o una rebanada de pan con jamón york o de pavo

Cena

 Ensalada completa con atún al natural con trozos de pollo a la plancha.

 

DÍA 4

Desayuno

Opción 1: Una infusión con tostada de jamón de pavo o york.

Opción 2: Café con leche descremada y 3 galletas integrales.

Media Mañana

Una taza de leche descremada con 3 cucharadas de avena, unas cuantas fresas.

Comida

Una taza de caldo dietético  y un filete de ternera con ensalada de pepino.

Media Tarde

Un yogur o una rebanada de pan con jamón york o de pavo.

Cena

Una ensalada de lechuga y espárragos blancos con una ligera pizca de sal y aceite. Y un revuelto con jamón de york.

 

DÍA 5

Desayuno

Una  taza de infusión o  leche desnatada acompañado de una fruta fresca de estación y un yogur desnatado

Media Mañana

Una pieza de fruta o zumo natural.

Comida

Pollo asado sin piel y media patata asada o pimiento asado

Media Tarde

Un yogur o una rebanada de pan con jamón york o de pavo

Cena

Una taza de caldo dietético .Una ensalada de espinacas, queso fresco, tomate  y un filete de atún a la plancha.

 

 

Como puedes ver, es una dieta sencilla y fácil de llevar a cabo, que te puede hacer que consigas tu objetivo, tu peso ideal.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…