Los mejores Remedios para la gripe y los resfriados

remedios para el resfriado

Los mejores remedios para los resfriados

¿Te has preguntado alguna vez cómo curar un resfriado en un tiempo récord? A nadie le gusta ponerse enfermo, pero es que parece que el hecho sea siempre muy inoportuno, siempre llega un resfriado en el peor momento. Cuando nos resfriamos o cogemos una gripe nos entran las prisas por curarnos a la velocidad de la luz, y es que son tan incómodos los síntomas de la gripe que deseamos quitárnoslos de encima a la mayor brevedad posible para hacer una vida normal.

Con los cambios de temperatura propios de la primavera y el otoño, es muy común resfriarnos, además la llegada del frío también hace que nos pille de imprevisto y se dan las circunstancias ideales para hacernos más propensos a sufrir un resfriado.

Además de los cambios de temperatura, se dice que hay más resfriados en épocas de frío porque pasamos más tiempo encerrados que al aire libre, lo que hace que compartamos gérmenes con otras personas, ello provoca mayor incidencia de enfermedades por la proliferación de los virus y bacterias.

A continuación te contamos los mejores remedios caseros para librarte de la gripe en un par de días, pero antes debemos saber qué produce nuestros síntomas para poder atajarlos. ¿Qué es realmente una gripe?, generalmente una gripe o resfriado común es una infección vírica que nos produce síntomas como rinitis, inflamación del tracto respiratorio, mucosidad, malestar general, congestión y dolor de cabeza. No debemos olvidar que existen también gripes de origen intestinal, que podemos mejorar con los remedios para el dolor de estómago, de los que te puedes informar en el enlace.

 

¿Qué remedios funcionan contra el resfriado?

Realmente, el resfriado común en una persona sana pasa porque el organismo se defienda de él y sin más complicaciones, tardaría unos días en pasar. El organismo está perfectamente diseñado para luchar contra los virus que se introducen en nuestro cuerpo ocasionando diferentes síntomas, para ello activa sus mecanismos de defensa para expulsarlos, por lo que es fácil que sin hacer prácticamente nada todo se solucione; pero existen remedios que fortalecen las defensas y nos ayudan a combatir los síntomas y a curarnos de forma más rápida.

Tomar bebidas calientes es importante para hidratar el organismo, así como hacer vahos de eucalipto o mentol para despejar las vías respiratorias  y fluidificar el moco. Garantizar un nivel de humedad óptimo para una respiración correcta y sobre todo mantener el organismo correctamente hidratado son algunos de los consejos más utilizados en estos casos.

Además debemos tener en cuenta tomar las medidas oportunas en cuanto a la higiene de manos, no compartir botellas o utensilios en comidas o bebidas con otras personas, ya que ello motiva que se traspasen los gérmenes de virus o bacterias empeorando los síntomas, etc.

 

¿Qué alimentos pueden ayudarme a mejorar la gripe?

El uso del jengibre como un potente antiviral y potente antibacteriano capaz de mejorar el estado de las defensas de nuestro organismo combatiendo los síntomas del resfriado y el dolor muscular muy típico del malestar general de una gripe. Bastará con rallar la raíz de jengibre e incorporarlo a un té o infusión, que además mantendrá la temperatura corporal para que el organismo siga luchando contra el virus o agente externo.

El limón es un antioxidante capaz de limpiar el organismo por lo que su uso en resfriados es muy común ya que actúa como agente limpiador de las vías respiratorias. Mezclarlo en infusiones es la mejor de las opciones.

Para el resfriado es muy común consumir miel, junto con infusiones y es que no faltan razones para hacerlo, porque tiene múltiples beneficios para la salud, es bactericida natural, antivírico, y nos protege el estado de salud con su acción calmante y regeneradora.

Si utilizas miel de manuka podrás aprovecharte de todos sus beneficios. Puedes acompañar tus infusiones de própolis también, puesto que nos ayuda a fortalecer las defensas.

Las infusiones, caldo vegetal o de pollo son unos de los alimentos más utilizados para combatir los síntomas del resfriado dado que es importante mantener el cuerpo caliente e hidratado para hacer frente a los agentes externos que han causado el virus.

El ajo y la cebolla son alimentos que nos ayudan a combatir los síntomas gripales y protegen nuestras defensas, además de descongestionar las vías respiratorias. Generalmente los alimentos picantes disuelven la mucosidad y nos hacen sentir mejor pero la duración del efecto es corta, utilízalos en momentos en los que te encuentres peor.

El té de sáuco puede ser gran ayuda ya que atenúa los síntomas del resfriado y nos ayuda a sentirnos más fuertes.

Es importante que aseguremos un correcto nivel de vitaminas, principalmente la vitamina C, que nos ayuda a recuperarnos y a sentirnos mejor; para ello opta por consumir grandes cantidades de frutas y verduras que nos llenan de vitaminas y minerales.

 

Los mejores remedios para la gripe

Como ya hemos indicado el jengibre es un potente antiviral, por ello te recomendamos que consumas té de jengibre y limón a lo largo del día, acompáñalo con miel para sacar todas sus propiedades y además endulzar la bebida.

Elabora tu propio zumo de naranja y repollo y consúmelo durante todo el día, puedes licuarlo todo en crudo con un poco de agua para asegurar la hidratación del organismo; así recargarás las pilas rápidamente por su alto contenido vitamínico. Para darle un toque de sabor agrega el zumo de medio limón y podrás beneficiarte de todas sus propiedades.

Para remediar la congestión nasal parte un ajo por la mitad, envuélvelo en una servilleta fina de papel y huélelo cada cierto tiempo, notarás alivio sobre todo si lo restriegas un poco por la parte superior del labio o inferior de la nariz.

El vapor puede ser tu gran aliado para la congestión nasal porque fluidifica el moco y se amplía el tracto respiratorio permitiéndote respirar con normalidad.

Si partes una cebolla y haces inspiraciones también sentirás alivio por los gases que libera la cebolla al ser cortada, uno de los mejores remedios de la abuela para el constipado, y sobretodo para la tos nocturna es precisamente este, dormir con una cebolla partida por la mitad junto a la cama. Si tienes tos seca, consulta los mejores consejos aquí.

Elabora un jarabe de cebolla con una cebolla grande picada, dos vasos de vino blanco y déjalo macerar durante un día completo, al día siguiente cuela la cebolla y mézclalo con un vaso de agua, ve tomando este jarabe 30 ml cada 8 horas durante 5 días.

En el caso de sufrir dolor de garganta, puedes consultar los mejores remedios aquí.

 

¿Qué puedo hacer para recuperarme pronto de la gripe?

Mantener el cuerpo caliente es importante porque el mantener la temperatura elevada ayuda a combatir los agentes externos que han causado este virus. Es por ello que la fiebre no debe cortarse con antipiréticos, sino que debemos dejar que haga su función defensora del organismo.

Recuerda que la fiebre es un mecanismo de defensa del organismo para combatir la proliferación de virus y bacterias.

No debemos esperar a sentirnos mal para tomar medidas que nos ayuden a frenar los síntomas. Por ello debemos estar atentos a cualquier síntoma para poder poner freno antes y evitar la propagación del virus y sus posibles complicaciones.

Al menor aviso, vale la pena poner remedios (rinitis, escalofríos, dolor de cabeza, dolor …)

En cuanto a medidas higiénicas pertinentes debemos destacar que es importante realizar un correcto lavado de manos, ya que son principalmente transmisoras de los virus junto con el aire, además debemos tratar de usar pañuelos limpios cada vez, ya que de esta manera, los agentes externos que se eliminan a través de la mucosidad, no vuelven a tener contacto con la nariz o la boca o los ojos, evitando así también el contagio a otras personas.

Inhalar o hacer vahos con aceites esenciales como el mentol o eucalipto pueden ayudarnos a fluidificar el moco y liberar el tracto respiratorio. Deben ser de al menos 10 minutos de duración y al menos dos veces al día.

Es importante controlar la respiración y lavar las fosas nasales con suero salino, al menos 3 veces al día, así asegurarás que las cavidades están limpias y podrás respirar mejor.

Si observáramos que los síntomas no desaparecen o mejoran, puedes también acudir al médico para que te prescriba medicamentos para combatir los síntomas que sufres, pero si de forma natural mejoras, mucho mejor.

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*